cemp-horizontal-ok
Requisitos para ser nutricionista deportivo

Requisitos para ser nutricionista deportivo

Artículo redactado por el equipo de CEMP

Validado por equipo docente

Validado por equipo docente

¿Sabes cuáles son los requisitos para ser nutricionista deportivo a día de hoy? En este artículo repasamos todos los requerimientos necesarios para ejercer esta profesión con todas las garantías.

¡Sigue leyendo si quieres conocer todos los detalles!

¿Cuáles son los requisitos para ser nutricionista deportivo?

Fundamentalmente, los requisitos para ser nutricionista deportivo se dividen en dos grandes grupos:

  • Requisitos de formación, es decir, qué hay que estudiar para dedicarse a la nutrición aplicada al deporte.
  • Habilidades y características personales que son recomendables para ejercer esta profesión adecuadamente.

A continuación, explicaremos ambos tipos de requisitos en detalle:

1. Requisitos de formación para ser nutricionista deportivo

Como es lógico, cualquier profesión requiere una cierta formación y determinados conocimientos técnicos para poder desarrollarse con garantías. Y, en un área que está directamente relacionada con la salud, esto es doblemente importante.

De hecho, la de dietista-nutricionista, es una profesión sanitaria regulada. Así lo establece la Ley 44/2003, de 21 de noviembre, de ordenación de las profesiones sanitarias.

Por tanto, para ser nutricionista deportivo, es un requisito imprescindible estudiar a fondo la disciplina. A estos efectos, existen las siguientes opciones formativas fundamentales:

  • Grado en Nutrición Humana y Dietética. Se trata de estudios universitarios que suelen tener una duración de cuatro cursos académicos y 240 créditos ECTS. Además, existen ya algunos centros que empiezan a ofrecer algún tipo de especialización o mención específica en el campo de la nutrición deportiva, aunque no siempre sea el caso.
  • Postgrado o máster en Nutrición Deportiva, ya sea como una especialización a partir del grado universitario o de forma independiente. Sin duda, esta es una de las opciones formativas más completas para especializarse en esta profesión. Así, por ejemplo, el Máster en Nutrición Deportiva de CEMP encajaría en esta categoría.
  • Titulación de Técnico Superior en Dietética. Se trata de un título de Formación Profesional de grado superior que, en algunos centros, también permite formarse en la rama específica de nutrición deportiva.
  • Cursos de especialización profesional en nutrición deportiva. Más allá de las titulaciones habituales, existen muchas otras opciones de formación con características, duración, calidad y costes muy diferentes.

En función de cuáles sean tus estudios previos y tus preferencias personales, podrás elegir una u otra opción. En cualquier caso, ten en cuenta que los requisitos de acceso a cada una de esas titulaciones van a ser diferentes.

2. Habilidades y características recomendables para desarrollar esta profesión

Además de la formación teórico-práctica, podríamos mencionar otros aspectos que, sin ser estrictamente requisitos para ser nutricionista deportivo, sí son muy recomendables para desarrollar una carrera profesional sólida y satisfactoria.

Se trata de ciertas características personales o habilidades que te ayudarán a conseguir clientes y a mantenerlos, así como a ejercer tu trabajo de la mejor forma posible.

Veamos algunas de las más destacables:

  • Habilidades de comunicación interpersonal. Cualquier profesional de la salud debería tener un cierto don de gentes para interactuar de la mejor forma posible con sus pacientes. En este sentido, cuanto más fluido, eficaz y agradable sea el trato con tus pacientes, mejor van a recibir tus consejos y a implementarlos en la práctica. Por el contrario, si hay fallos de comunicación, podría perder eficacia cualquier plan o tratamiento, por muy bien diseñado que estuviese.
  • Interés por el sector del deporte. Si tienes un buen conocimiento del mundo del deporte de competición e, incluso, si tú mismo eres deportista, te será más fácil conectar con tus clientes, comprender sus deseos y frustraciones y, en suma, hacer un buen trabajo como nutricionista deportivo.
  • Capacidad para motivar. Sin duda, la motivación puede ser un factor decisivo tanto para el rendimiento físico como en el aspecto nutricional. Al fin y al cabo, el seguimiento de una dieta más o menos estricta requiere constancia, disciplina y una adecuada predisposición por parte del atleta.
  • Interés por la mejora profesional. Cuanto más te interese seguir aprendiendo acerca de la nutrición deportiva, más probabilidades existen de que te conviertas en un profesional reconocido. De hecho, en casi cualquier ámbito es necesario actualizar conocimientos y seguir profundizando, más todavía si está relacionado con el sector de la salud, como es el caso de la nutrición deportiva. Piensa, por ejemplo, en los continuos hallazgos científicos respecto de los efectos de ciertos alimentos o nutrientes en el cuerpo humano, en el desarrollo de nuevos suplementos dietéticos más eficaces y seguros, etc.
  • Dominio de herramientas tecnológicas. Desde luego, la nutrición deportiva está incorporando cada vez más el manejo de herramientas, aparatos y aplicaciones informáticas específicas para distintas facetas de la profesión (diagnóstico, tratamiento, seguimiento, etc.). Pero es que, además, la tecnología te ayuda a estar más en contacto con tus clientes actuales o potenciales, así como a promocionar tus servicios.

Opciones de empleo

Una vez que cuentes con la formación adecuada y empieces a desarrollar las habilidades recomendadas para la profesión, dispones de distintas opciones para trabajar como nutricionista deportivo.

Así, algunas de las más conocidas son las siguientes:

  • Gimnasios y Clubes deportivos públicos o privados.
  • Escuelas deportivas públicas.
  • Centros de tecnificación deportiva para atletas de élite.
  • Gabinetes privados de nutrición especializados en el ámbito deportivo.
  • Tiendas de nutrición y venta de suplementos deportivos.
  • Clínicas privadas especializadas.
  • Finalmente, también puedes trabajar como nutricionista deportivo autónomo, ya sea en tu propia consulta, a domicilio o en centros que te contraten de forma puntual.

 

Ahora que ya conoces cuáles son los requisitos para ser nutricionista deportivo, ¿te parece una profesión interesante?

Si es así, trata de completar tu formación lo antes posible, para incorporarte a una profesión que tiene un interesante futuro por delante, dado el creciente interés por la vida saludable y el deporte.

¿Quieres saber más acerca de alguno de nuestros Másteres?

Rellena este formulario y uno de nuestros asesores se pondrá en contacto contigo.

¡Quiero información!
Relacionados

Las noticias más relevantes para que no pierdas ningún detalle importante de este viaje.

Newsletter

Si quieres estar al tanto de las últimas noticias del sector y de nuestras formaciones, suscríbete gratis a nuestro boletín